ir al home ir a la revista ir a notas ir a archivo ir a guiones liturgicos ir a santo del mes ir a contacto ir a links ir a chiqui
 
volver

1FRASES Y DICHOS DEL PADRE ARRUPE
-Por hna. María Estela Fager, fsp-

Presentamos los pensamientos de un gran sacerdote jesuita (Compañía de Jesús).

» "Soy un pobre hombre que procura estropear lo menos posible la obra de Dios".
» "Señor: quisiera conocerte como eres. Tu imagen sobre mí bastará para cambiarme".
» "Para mí Dios es todo. Es lo que llena completamente mi vida y que me aparece en la fisonomía de Jesucristo, en el Jesucristo oculto en la Eucaristía, y después en mis hermanos los hombres, que son imagen de Dios"
» "Es la reacción profunda que experimento ante la inconfundible experiencia y la vivencia honda de mi propia pequeñez, unida a un no sé qué de seguridad inconmovible. Es aquel claroscuro de la inseguridad humana, que no puede dudar de la seguridad de la ayuda de Dios".

» " Padre Arrupe, ¿cómo tiene tiempo para orar ante tanto ajetreo?
- "Es cuestión de prioridades".
» "Siempre he dormido. Nunca he perdido la paz. Tengo mi conciencia tranquila. No sé si me habré equivocado. Dios lo sabe y en el cielo lo veré. Pero yo hice siempre lo que creía que debía hacer delante de Dios, lo que me parecía mi obligación".
» "Tan cerca de nosotros no había estado el Señor, acaso nunca; ya que nunca habíamos estado tan inseguros"
» "Quitad a Jesucristo de mi vida y todo se caerá, como un cuerpo al que se le retira su esqueleto, el corazón, la cabeza..."
» "Dicen que soy optimista y lo creo ...La razón de ser de este optimismo es que tengo una gran confianza en Dios. Y estamos en sus manos...".

2» "Padre Arrupe, ¿cómo le hablaría de Diosa un obrero que trabaja en una cadena de montaje?
- De un modo sencillo. Tratando de que entendiese y cayese en la cuenta de que en el fondo de su ser está Dios. Y que en su trabajo monótono es donde puede encontrarlo".
» "Debemos ser agentes de transformación en nuestra sociedad, trabajando activamente por cambiar las estructuras injustas"
» "Debemos tener la firme determinación no sólo de no participar en ningún lucro de origen claramente injusto, sino incluso, ir disminuyendo la propia participación en los beneficios de una estructura económica y social injustamente organizada a favor de los más poderosos, mientras los costos de la producción recaen pesadamente sobre los hombros de los menos favorecidos".

» No me resigno a que, cuando yo muera, siga el mundo como si yo no hubiera vivido
» No tengo miedo al nuevo mundo que surge. Temo más bien que los jesuitas tengan poco o nada que ofrecer a ese mundo, poco o nada que decir o hacer, que pueda justificar nuestra existencia como jesuitas.
» No pretendemos defender nuestras equivocaciones, pero tampoco queremos cometer la mayor de todas: la de esperar con los brazos cruzados y no hacer nada por miedo a equivocarnos.

…………….
Ante el mundo de hoy, (técnica, progreso, etc.) el hombre es absolutamente impotente.
El hombre de hoy no necesita ni le interesa el bien que se le ofrece.
Pero junto a su eficiencia, siente precariedad, desorientación interior.
El Dios que anunciamos, ya ha precedido al apóstol, en el corazón de aquellos a quienes anuncia.
Esta certeza da una confianza inconmovible frente a la enormidad de su tarea.
En el santuario de su propia libertad donde cada uno da su sí o su no al amor de Dios que se le acerca lleno de bondad y en él, se juega hasta el final de los tiempos, será el secreto del Padre! El porqué de su rechazo! Pero no nos desespera!
Abandono confiado al misterio de Dios!
Nuestra existencia es una existencia crucificada con Cristo.
Dolorosa realidad entre el ideal y lo que hacemos.
La sociedad es la familia grande que Dios ha elegido para nosotros. Por eso, alegrarnos de todo lo bueno que tiene y corregirlo en cuanto se pueda. Como un hermano.
Alegría de la resurrección de Cristo y estima de los valores que tiene el mundo que nos rodea.
El nacionalismo es una virtud, pero cuando es exclusivismo es un error. Hoy es una “aldea global” lo que hay.

 
volver | subir

Comentarios:

Reflexionar junto al sacerdote Arrupe, es evocar el pensamiento y obrar de los jesuitas, recordando a su fundador de la "Compañía de Jesús", san Ignacio de Loyola.
Modelos del cabal soldado de Cristo. Ahondar y practicar sus  EE nos ayudan a librar nuestro combate espiritual.
La Fe y optimismo inquebrantable del P. Arrupe, se revelan en sus últimas palabras: "Para el presente amén, para el futuro, aleluya"
Lorenzo Ficarelli
05/09/2017

 
Dejá tu comentario:
Nombre:
Nota:
Comentario:
 
volver | subir
1
si
caritas
1
centenariofatima

FAMILIA CRISTIANA  |  LA REVISTA  |  NOTAS  |  ARCHIVO  |  GUIONES LITÚRGICOS  |  SANTO DEL MES  |  CONTACTO  |  LINKS  |  CHIQUIFAMILIA

Familia Cristiana, revista digital mensual - Larrea 44 (1030), Buenos Aires, Argentina - Telefax: (011) 4952-5924 - revista@familiacristiana.org.ar