ir al home ir a la revista ir a notas ir a archivo ir a guiones liturgicos ir a santo del mes ir a contacto ir a links ir a chiqui
 
volver

1LA PASTORAL CARCELARIA, UNA VOCACIÓN DE SERVICIO
-Por Hna. Noelia Toro, fsp-

Queridos lectores hoy queremos compartir con ustedes el testimonio de Gabriela Giornelli, agente de la pastoral carcelaria de Mendoza. Visitar a los privados de libertad es una de las obras de misericordia que nos obliga a vaciarnos de nosotros mismos para ir al encuentro del hermano sin prejuicios para poder mostrar el rostro amoroso de Dios.

-¿Gabriela como llegaste a la pastoral carcelaria?

- Llegué a la pastoral carcelaria en agosto del 2011. Cenando una noche con mi familia y el padre Marcelo de Benedetti, le comento que tenía ganas de realizar un trabajo pastoral, de servir al Señor y él me invitó, junto con un grupo de mujeres, a ir a la unidad penal Nº 3 El Borbollón que es la cárcel de mujeres de la provincia de Mendoza (Argentina). Y acepté de inmediato.

-Gabriela, este servicio es muy delicado, ¿qué debemos tener en cuenta a la hora de realizar este apostolado?

2-A la hora de realizar este apostolado mi consejo es recordar las palabras del Evangelio “quien pone la mano en el arado y mira hacia atrás…” si tomamos el compromiso de visitar a nuestros hermanos privados de libertad tenemos que tratar de sostenerlo en el tiempo, ya que es muy triste para ellos ver que no hay continuidad, a estas personas les lleva tiempo tomar confianza y solo cuando ven que vamos porque nos interesan ellos, logran abrirse, de lo contrario eso genera frustración.

En esta cuarentena, desde marzo, se prohibió todo contacto, pero tratamos de hacernos presentes en la cárcel de mujeres, con cartas, haciendo donaciones de alimentos y elementos de higiene, el encierro es difícil, y no poder tener visitas de los familiares y de los voluntarios es muy duro para ellas.

-A lo largo de estos años de servicio ¿qué experiencia te marcó más?

-Lo más bonito es el rencuentro después que cada una recobra su libertad. La pastoral también acompaña el proceso de salida y es necesario el seguimiento, esa confianza que se depositó al comienzo de las visitas, se traduce en un trato amoroso.  Esto me permitió tener tres ahijadas de Bautismo y una de Confirmación que son un gran regalo.

- ¿Qué mensaje dejarías a las personas que les atrae este apostolado, pero no se animan a realizarlo?

-Es necesario hablar con otros voluntarios y con el capellán para sacarse todas las dudas y además hay un curso en Mendoza, que es un camino de discernimiento; son cuatro Encuentros y un Retiro, que sirven para descubrir, si el llamado es a servir en la pastoral carcelaria o en otro lugar y la otra forma de apostolado es valorar la oración por los privados de libertad.

 
volver | subir
 
Dejá tu comentario:
Nombre:
Nota:
Comentario:
 
volver | subir
publicidad
barrita
barrita
barrita
barrita
barrita
barrita
barrita
vocacional
barrita
gonzalez
barrita
vivienda
barrita
teologia
barrita
barrita
gottau
barrita

FAMILIA CRISTIANA  |  LA REVISTA  |  NOTAS  |  ARCHIVO  |  GUIONES LITÚRGICOS  |  SANTO DEL MES  |  CONTACTO  |  LINKS  |  CHIQUIFAMILIA

Familia Cristiana, revista digital mensual - Larrea 44 (1030), Buenos Aires, Argentina - Telefax: (011) 4952-4333 - revista@familiacristiana.org.ar